Clemente Alonso, o cómo volver a levantarse

0

Clemente Alonso es uno de nuestros mayores referentes en  triatlón de larga distancia. A sus espaldas ya van muchas temporadas repletas de éxitos por lo que nadie duda de la calidad del salmantino.

Un espectacular tramo final de temporada 2014 le dio el billete a Kona 2015. Tras vencer en IM Barcelona, quedar segundo en Arizona y tercero en Cozumel, Clemente obtuvo todos los puntos  necesarios para volver a Kona con los deberes hechos y con suficiente antelación para preparar la prueba como es debido. Tres grandes resultados en tan poco tiempo situaron al bueno de Clemente de nuevo en la palestra triatlética, presagiando que su retorno a Kona podría ser cuanto menos prometedor.

Sin embargo, sufrió más de la cuenta a nivel de lesiones y estuvo casi todo el 2015 en el dique seco. Se pasó toda la temporada preparando su recuperación y puesta a punto con el objetivo de llegar a Kona lo mejor posible.

La idea era competir a finales de agosto en Dinamarca al igual que en 2014, pero tras llevar dos semanas consecutivas de buenos entrenos de carrera a pie, decidió no participar en Copenhague para no sufrir una posible recaída.  No había necesidad alguna de forzar así que Clemente pospuso su debut en carrera en 2015. Finalmente reapareció en el 70.3 de Lanzarote tras casi un año sin colgarse un dorsal. La cosa no fue bien y Clemente abandonó en el sector de ciclismo para no poner en peligro su presencia en la “Big Island”.

Aunque las cosas no habían ido como el querría, Clemente volvía a Kona tras unos años de ausencia y después de un año muy duro a nivel mental, lograr estar en el mítico “pier” para tomar la salida del Ironman World Championship ya era un éxito.

En esta ocasión, Clemente viajaba junto a su hermano Michael, que se había clasificado en grupos de edad. Ambos habían preparado la carrera a conciencia y a pesar de las numerosas lesiones sufridas a lo largo de la temporada, Clemente Alonso se veía capacitado de hacer una buena carrera y sobretodo, quedar satisfecho a nivel personal con su actuación.

Las cosas se empezaron a torcer al salir del agua. Ambos hermanos corrieron suertes parecidas y es que tras un buen sector de natación, un grave accidente cuando llevaba pocos kilómetros obligó a Michael a poner punto y final a su carrera. Clemente no tuvo buenas piernas sobre las dos ruedas y, tras atender a su hermano terminó el sector de ciclismo pero ya no salió a correr.

Si algo ha demostrado Clemente Alonso es su capacidad de superación y constancia que esperemos le lleven a dejar atrás todos estos problemas de lesiones y pueda ofrecernos todo su potencial en el 2016. Ahora mismo Clemente Alonso se encuentra en Australia poniendo las bases de la temporada que viene.

On Logo negro

Comentarios

comentarios

Share.

About Author

Vicenç Castellà

Barcelona. 1985. Licenciado en Periodismo y Comunicación. Apasionado del triatlón. 1x Ironman World Championship Finisher.