Entrevistamos a Rodrigo Torres, la mano que empuja a Sara Loehr o Jordi García

0

Son los atletas normalmente los que acaparan las portadas ya que, sin duda, es su sacrificio y su calidad la que al fin y al cabo ganan las carreras. No obstante es importante recordar que los técnicos juegan su papel y no poco importante. Hablamos hoy con Rodrigo Torres, entrenador, entre otros de Sara Loehr o Jordi García. Ambos con papeles destacados esta semana en nuestro deporte de las transiciones.

Sara Loehr acaba de hacer historia en el IM 70.3 Barcelona con una meritoria cuarta plaza en una prueba de altísimo nivel. ¿Qué valoración haces de esta gesta?
Hace algunos años que tenemos la previsión de buen rendimiento con Sara, aunque joven en el alto rendimiento, poco a poco comienza a ganar en experiencia y madurez en su decisión de ser una profesional del deporte. El pasado fin de semana con el cuarto puesto en el Ironman 70.3 Barcelona tuvo un muy buen rendimiento que le ha devuelto la confianza en la media distancia luego del infortunio mecánico del Challenge de Gran Canaria, creo que este será el impulso que necesitaba para comenzar una buena temporada. Sara tiene mucho potencial por explotar, con la suma de competiciones de este nivel iremos descubriendolo, ahora solo nos queda esperar la buena progresión de la performance y la suerte de cada atleta que es un factor muy amplio en cuanto a tener en cuanta, buenas sensaciones en los día de competición y contar con la confianza de patrocinadores que le respalden en su carrera deportiva.
– ¿Cómo planificáis la temporada y cuál es el método que utilizas para optimizar su rendimiento?
   La temporada esta planificada con el foco en pruebas de media distancia del circuito Challenge y 70.30 de IronMan. A más de esto Sara tiene compromisos con un equipo francés de  duatlón en la primera división y algunas carreras de menor importancia que son parte de su preparación a los objetivos principales. Miramos de llegar de la mejor manera a las pruebas preestablecidas aunque la flexibilidad del plan esta a la orden del día dependiendo de como avanza la temporada, los compromisos y el estado de forma. El método de entrenamiento cambia dependiendo la del ciclo de entrenamiento del plan anual, va desde carreras continuas, trabajos intervalicos, cambios de ritmos y sesiones especificas. Miramos de no descuidar los detalles y reforzar sobretodo sus debilidades.
¿Cómo es una jornada “tipo” en los entrenamientos de Sara Loehr?
   Un día normal de Sara generalmente cuenta con tres sesiones de entrenamientos, casi cada día suele tocar las tres disciplinas dependiendo de la planificación el orden, la importancia de las sesiones y zonas u objetivos a trabajar. Un ejemplo de día normal podría tocar entre tres y cuatro horas de bici por la mañana con algún trabajo especifico en zonas aerobicas medias y por la tarde un rodaje de 50′ a 60′ de carrera a pie intermitente, de construcción del ritmo o fartlek y la sesión de gimnasio o un bloque aerobico de natación con técnica y la sesión del gimnasio. Dependiendo del ciclo en el que estemos modificaremos la relación volumen-intensidad. También contamos con mucho factores a tener en cuenta como puede ser el descanso, la motivación/confianza, el estado anímico, molestias/dolores y demás condicionantes del día a día de un atleta que se exige casi diariamente al máximo, pero en resumidas cuentas un día promedio contaría con tres a cinco horas de carga de ejercicio diario.
– ¿Cuáles son las virtudes destacables de Sara y cuáles son los puntos débiles ? como repartes el trabajo de ambas caraterísticas
   Como virtudes en una evaluación personal cuento que es una persona positiva que suele hacer frente al trabajo diario con alegría, no tiene problemas en entrenar grupalmente y compartir los entrenamientos tanto sea del grupo de alto rendimiento o en los entrenamientos nuestro equipo de triatlón (Rockets). De la misma manera que el día que toca hacer los kilómetros sola los afronta con positividad y energía, es muy responsable, sabe que para conseguir sus metas debe haber trabajo a conciencia de por medio.  Sobre los puntos débiles todos los tenemos, puedo decir que no son muchos y que trabajamos diariamente en ellos, sobretodo son los que menos descuidamos y aquí es donde ponemos el foco muchas veces. Particularmente no hablare de estos, ya que a más de dar algo de información importante, como pareja me estaría jugando mucho, pero lo que si puedo comentar es que Sara es una persona al igual que cualquier mortal, con casi las mismas cualidades, talento y defectos de una persona tipo. La diferencia que en el mundo del alto rendimiento se pone especial atención en potenciar los días productivos/positivos y minimizar los días negativos o de baja motivación o moral.
Vatios o frecuencia ¿por qué?
   Principalmente sensaciones y zonas/ritmos de entrenamientos por la evaluación constante de los entrenamientos y controles/test. Puede ser con un sencillo cronometro, dispositivos GPS, pulsometros en algunas ocaciones, rodillo con potenciomentro para control y siempre el feedback impresivo del atleta. Puede sonar algo arcaico en los tiempos que corren donde la tecnología nos ha absorbido con casi dependencia de todos los artilugios que el mercado nos ofrece. Es difícil no caer en la tentación de querer medirlo todo y analizarlo con las facilidades que nos da la innovación tecnológica y los últimos estudios y desarrollo de software de la mejora y control del rendimiento, es difícil saber separar cuales de estos estudios están patrocinados por detrás con alguna marca interesada en la positividad del resultado para la mejora de las ventas y cual es un estudio independiente en pro de la ciencia del ejercicio.
   Los Vatios en ciclismo aún son un instrumento no muy económico al alcance de algunos, aunque ya se encuentran más alterativas no tan costosas en el mercado y fiables, pero lo cierto es que para sacarle verdadero provecho a esto indirectamente los atletas pierden la capacidad de percepción del esfuerzo y quedan condicionados a las zonas de entrenamiento de un ordenador insensible sin contemplar los condicionantes del rendimiento, como pueden ser la recuperación y el estado anímico. Puede sonar algo romántico pero creo que al igual que un músico afina su instrumento con la maestría de la experiencia y su entrenado oído, los atletas deben de saber conocerse personalmente como están de afinados cada día, compartir este feedback con el entrenador y contrastar los resultados con las nuevas tecnologías. siempre en ese orden.
  No esta demás aclarar que esta es mi filosofía, que este es mi método en este punto de mi carrera, que no por esto desacredito diferentes pensamientos y metodologías de otros entrenadores, todos los métodos de control del entrenamiento son validos siempre que nos llevan a resultados positivos, cada uno es libre de elegir sus herramientas a la hora de planificar.
– Rockets es el proyecto conjunto. ¿En que punto se encuentra la iniciativa y hacia dónde pensáis llegar?
Rockets es el proyecto que tenemos juntos, es un joven emprendimiento que ayudamos a crecer día a día en el que vamos ganando experiencia para mejorar los servicios y que en unos años pueda ser un equipo solido del panorama del triatlón catalán y nacional. Siempre fieles a una filosofía de buen rollo y disciplina por el entrenamiento del triatlón. Actualmente llevamos solo un año y medio como equipo, hemos crecido de diez socios en octubre de 2015 hasta los actuales cuarenta socios que forman parte de nuestro club. Esperamos seguir creciendo de manera progresiva, ampliar los servicios y seguir compartiendo nuestra filosofía por el deporte. Para todos los que nos quieran conocernos un poco más pueden contactar directamente en nuestro website  www.aerockets.com
– Al igual que Sara, Jordi García también es uno de tus pupilos aventajados. ¿Como de importante es tener un hombre de su calidad en el grupo?
Jordi es otro de los destacados en mi grupo de entrenamiento que podemos decir de “alto rendimiento”. El es también una pieza importante, personalmente creo que aporta el nivel suficiente para que los jóvenes del grupo se puedan ver reflejados. Es ejemplo de que con disciplina pueden conseguirse muchas cosas, que es posible sacarse una carrera y entrenar en alto rendimiento con la responsabilidad y motivación suficiente. Jordi es quien pone el listón en lo alto para que en cada entreno sus compañeros puedan saber a cuanto están de la realidad de un atleta de nivel nacional bueno, y que si lo quieren con convicción, dedicación y disciplina pueden llegar a metas altas en el deporte. Es un buen ejemplo de levantarse cada día con la mejor predisposición de querer superarse, valor fundamental para sobrevivir dentro del deporte de élite.

Comentarios

comentarios

Share.

About Author

Barcelona, 1975. Padre por devoción, triatléta popular de vocación Fundador y director de triatletasenred.com. Marketing Manager en IRONMAN España Profesor de Ed. Física, licenciado en Comunicación Adiovisual y Máster en edición por la ESCAC.